Cáncer de ovarios

Los ovarios representan la fertilidad, son las glándulas femeninas que producen los óvulos para ser fecundados por el espermatozoide durante el coito. Los ovarios tienen la función y el programa de supervivencia de la especie.

Cualquier dolor, problema o cáncer en los ovarios te está indicando que tienes dificultades para confiar en tu poder creativo como mujer y para conectar con tu parte femenina creadora, o te sientes culpable por lo que has creado. Los ovarios se relacionan también con la libertad en la relación contigo misma o con los demás.

 Un problema en los ovarios te puede estar indicando miedo y rabia por no ser capaz de crear lo que deseas crear como mujer, por ejemplo: un hijo, la familia que deseas, un proyecto personal, un negocio o empresa, etc. Si tienes un cáncer en algún ovario te indica que tienes pena y rabia relacionada a tu parte creativa femenina, o bien por tu fertilidad, esterilidad, embarazo. El cáncer o quiste de ovario puede estar también relacionado al dolor que sientes por la pérdida de un hijo, o un aborto, o algo relacionado con un proyecto tuyo, y además tienes también un sentimiento de culpabilidad. Tal vez te sientes culpable de algún aborto, o sientes mucha rabia contra el hombre que te ha convencido o te ha forzado a abortar, tal vez por no asumir su responsabilidad como padre.

Si un descendiente muere, el ovario interpreta que tiene que producir más células para conservar la especie y la descendencia, que hace que desarrolle un tumor benigno o maligno en el ovario. También se puede causar cuando muere un ser querido o una mascota, sobre todo si se tiene culpa por la muerte de esa mascota o ser querido.

Si se ha perdido un hijo hace que el cerebro intente reponer ese hijo rápidamente para mantener la especie, está en el código genético (y va más allá del deseo, aunque la madre no desee tener más hijos para no sufrir otra pérdida); y desde la hipófisis en el cerebro se ordena producir más células formando un tumor o quiste en los ovarios. Si fuese un hombre el tumor sería en los testículos, que igualmente su cerebro hace que la especie sobreviva. Igualmente si se tiene un deseo insatisfecho de tener hijos se produce el quiste o tumor, en el caso de un hombre sería el tumor de testículo.

El cáncer de ovarios es mucho más frecuente en mujeres que no tienen hijos, tal vez por sentirse desvalorizada y frustrada por el hecho de no haber podido ser madre. O sentirse culpable de haber perdido a un hijo. Si tu hijo fallece por descuido tuyo, por ejemplo, esa culpabilidad te crea el cáncer de ovarios.

La mujer puede tener un trauma femenino, sentirse herida en la fuente de la vida, sentirse sin valor por no haber podido dar vida.

Cuando una mujer tiene un deseo intenso de tener un hijo puede provocar quistes de ovarios y esto suele pasarles a algunas adolescentes que empiezan a tener un deseo maternal, los ovarios producen más estrógenos y crecen de forma desmedida, al producir más estrógenos aumenta su feminidad y se vuelve más seductora para atraer al macho a ser fecundada.

Se puede crear un cáncer de ovarios por tener problemas con los hijos o con los proyectos familiares de los que no puede desprenderse o delimitarlos, y los frutos propios se convierten en amenaza.

 Si la madre se siente culpable por no haber podido defender a un hijo de una agresión o de una injusticia que alguien le ha causado.

También puede crearse un cáncer o quiste en los ovarios por vivir un conflicto de desvalorización, te sientes inferior porque tu pareja te humilla, te maltrata psicológicamente, o te agrede física o sexualmente. O si agrede a tu hijo y te sientes culpable por no haber podido defenderlo. Y mientras tienes esos sentimientos de culpabilidad tus ovarios presentan necrosis y muerte celular y no producen hormonas, se interrumpe la ovulación y la menstruación y la mujer se vuelve estéril durante esta breve fase. Y el tejido dañado se repara rápidamente creciendo un quiste o tumor con un aumento de los estrógenos, la mujer se rejuvenece y aumenta su energía seductora para atraer a la pareja porque se está preparando para ser fecundada y reponer la pérdida.

La mayoría de los quistes de ovarios son benignos y no necesitan cirugía, algunos ni se notan, pero si el trauma psicológico es grande entonces se puede desarrollar el cáncer ovárico.

Las vivencias durante la infancia y de los antepasados pueden fusionarse de manera inconsciente con tus vivencias actuales y desarrollar un cáncer.

El ovario izquierdo: está relacionado a las relaciones afectivas que deseas, hijos y seres queridos.

El ovario derecho: está relacionado con la creación de tu vida material, con tus proyectos, con la vida material que te gustaría tener. En las mujeres zurdas es justo al contrario.

Solución emocional: Intenta recordar el momento en el que aparecieron los síntomas y analiza qué quisiste crear y temiste no ser capaz poco antes de que apareciera el problema en los ovarios. En qué parte de tu vida te culpas por lo que creas, o te impides sacar tu parte femenina, o no puedes expresar libremente tu creatividad.

Busca las creencias limitantes (a veces inconscientes) que te crean estos conflictos.

Siente que eres capaz de crear lo que deseas, confía en los hombres pero siempre siendo tú misma.

Muestra tu parte femenina sin sentirte débil por ello, feminidad no significa debilidad.

No te culpes por el tipo de persona que eres, confía en ti misma y no consientas que otras personas te digan lo que debes o puedes hacer. Siente valentía para crear la vida que deseas por ti misma, todas podemos manifestar cualquier cosa que nos propongamos en la vida, si no lo haces es porque tus creencias te lo están impidiendo.

Sé libre para hacer lo que desea tu alma. Acéptate como mujer y expresa lo que sientes. Descubre tus miedos y afróntalos.

Cuando el cuerpo entra en una ligera hipnosis en la que la persona está totalmente consciente pero con el cuerpo muy relajado y su cerebro trabajando con el 80% de actividad aproximadamente, se logra entrar en lo más profundo del inconsciente (donde a veces no se quiere recordar), en esa relajación profunda y consciente se llega a lo más ancestral o antiguo que se encuentra en la memoria de las células para descodificar la enfermedad y sanar el Alma. Siempre aconsejo unos vídeos que tengo sobre relajación mental profunda y Mildfulness con un sonido binaural para entrar en relajación muy profunda bajando la frecuencia de las ondas cerebrales; escuchando esos vídeos durante un tiempo a diario conseguimos sacar fuera todo, te van a llegar las ideas solas, te salen los conflictos y la forma de resolverlos, se dan cambios internos profundos y grandes hacia la sanción un tiempo después de hacer estas relajaciones profundas. Tú solo tienes que escuchar esos vídeos mientras te relajas y todo sucederá, solo déjate llevar.

Para sanar también debes: aprender a defenderte, a defender tu creatividad frente a los ataques de los intereses de otras personas. Anda por tus propios caminos creativos femeninos.

Deja en libertad a los propios hijos y sobre todo a las hijas. Reconoce que debes dar un cambio psíquico emocional para salvar la vida. Salta las normas impuestas por los demás y por ti misma, da el cambio y vive y desarrolla tu propia creatividad. Nunca te sientas culpable por nada, todo forma parte de un plan perfectamente organizado para nuestro crecimiento y evolución.

error: Este contenido está protegido
Ir arriba