Cáncer de Pulmón

Cáncer de pulmón: Los pulmones según la Medicina Tradicional China representan la pena, la tristeza, la melancolía, la aflicción, el contacto, la comunicación y la libertad.

Cualquier problema en los pulmones indica que estás viviendo un conflicto emocional en el que temes perder tu territorio o algo que te pone muy triste, que te crea gran tristeza, por ejemplo, sentir una gran tristeza porque crees que te mueres, que te ahogas, una situación que te asfixia, un miedo tremendo a morir, miedo a la muerte tuya o de algún ser querido tuyo. Te han diagnosticado un cáncer en cualquier órgano del cuerpo y la noticia te causa un gran pánico y crees que te vas a morir, y ese miedo a morir que te ha creado la noticia, te crea un nuevo cáncer esta vez en los pulmones.

Los conflictos de territorio son del tipo:

-Tu esposo te es infiel y temes perderlo.

-Tu hijo está grave y temes por su vida.

-Tienes crisis de dinero y temes que te embarguen los bienes que tienes por no pagar las hipotecas.

-Hay renovación de personal en tu empresa y temes que te despidan del trabajo, etc…

Hay varios tipos de cáncer de pulmón pero los más frecuentes son carcinomas y adenocarcinomas. Cuando el cáncer de pulmón aparece después de una enfermedad en la que la persona ha sido sometida a tratamientos muy fuertes y agotadores entonces ese cáncer de pulmón indica que la persona ha perdido la esperanza de curarse y tiene miedo a morir. Esto se ve a diario en las mujeres que son diagnosticadas de cáncer de mama, y piensan que el cáncer se puede extender por todo su cuerpo “porque eso es lo que nos han hecho creer”, y eso hace que día y noche la persona esté sufriendo y pensando en lo que pasará si muere. Y ese miedo a la muerte hace que en pocos meses después del diagnóstico del primer cáncer la persona tenga manchas en los pulmones de cáncer de pulmón. Esas manchas las provocan sus pulmones fabricando tejido alveolar especial para poder respirar mejor porque el miedo excesivo a morir que tenía le impedía respirar bien. Pero si la persona es capaz de creer ésto y perderle el miedo a morir, simplemente su cuerpo atraviesa la fase típica de la curación y varias semanas después se empieza a recuperar y la persona recupera de nuevo la alegría de vivir.

Si la persona no ha vivido conflictos de miedo a la muerte o territorio, entonces hay que analizar las historias de la familia y los antepasados a ver si hay historias de muertes por asfixia en incendios, envenenamientos de gas, etc… Y los conflictos de territorio que he mencionado antes para que produzca el cáncer debe tener “miedo a morir”, si no hay miedo a morir solo se producirán enfermedades respiratorias, pero no cáncer.

Nos han hecho creer que fumar causa cáncer en los pulmones, pero no es cierto, fumar causa irritación de los alvéolos pulmonares, tos, mucosidad, flemas, etc, porque el tabaco contiene sustancias toxicas, pero nunca se producirá un cáncer por fumar. Para que se produzca un cáncer de pulmón se ha tenido que vivir un miedo radical a morir, siempre se produce por un miedo tremendo a morir, o miedo a perder un territorio o propiedad muy querido y morir por ello, y esto puede ocurrir tanto en una persona que fuma como en una persona que jamás ha fumado. EL MIEDO A MORIR POR FUMAR LO OCASIONAN LAS CREENCIAS POR LA PUBLICIDAD MANIPULADORA, la familia que está continuamente repitiéndote que fumar mata, y en las cajetillas de tabaco pone muy en grande y bien claro que “fumar mata”, si tú te crees que fumar te puede matar, inconscientemente desarrollas una creencia y miedo a morir, porque crees que el tabaco algún día te matará, y el que ocasiona a un fumador el cáncer de pulmón es su creencia y miedo a morir por fumar.

Fumar te indica que prefieres no sentir directamente el contacto emocional con otras personas, sino a través de una “cortina de humo”.

Muchas veces el miedo a la muerte causante de un cáncer de pulmón es causado por el médico al impactar al enfermo con la noticia de: “Usted tiene cáncer y le quedan pocos meses de vida”. O el pánico que se siente al ser diagnosticado de otra enfermedad en otra zona del cuerpo. El impacto emocional de miedo a morir, de no ver salida es lo que le causa al pulmón un cáncer. Cuando una persona tiene miedo a morir y ha perdido el ánimo por la vida por tristeza o alguna situación que la ahoga hasta el punto de impedirle respirar.

El Pulmón izquierdo en personas diestras representa miedo a sentir, pulmón emocional-afectivo.

El Pulmón derecho en personas diestras representa la parte material-física. En las personas zurdas es justo al contrario.

Solución emocional: expresarse libremente, comunicación individual, reconocer la necesidad de cambiar que tienes a nivel corporal y a nivel psíquico emocional es salvador, y realizar un crecimiento personal expansivo, aceptando, ser positivos con amor, saltar barreras y sanar. Es necesario saltarse las normas impuestas por otros y por uno mismo y vivir y desarrollarte según tus propias leyes y necesidades, según tu ser interior. Meditar y visualizar para controlar tú mismo el poder total de tu Alma.

Viaja con tu mente al momento en el que aparecieron los síntomas y analiza qué te hizo tener tanto miedo, qué creencias te hacen perder el deseo de vivir, o el ánimo por la vida, o te hacen preocuparte por la vida.

Busca las creencias limitantes que tienes a nivel inconsciente de no ser capaz de vivir la vida intensamente, o ¿por qué no te abres y te acercas más a las personas?, ¿crees que pueden hacerte daño y sufrir?

¿Por qué no confías en una vida sin sufrimiento para ti?, ¿por qué ya no tienes fuerzas para seguir viviendo?

Siente la vida, aspírala a pleno pulmón, siente emociones, da el cambio interno, ábrete a la vida, elige confiar en que todo es amor y que todo sucede por algo, por alguna buena razón para que vivas en plenitud, sin miedos y sin alteraciones emocionales.

Tienes que dar el cambio y crearte una vida de alegría dando gracias, siendo agradecido para atraer satisfacción y bienestar a tu vida. Abre tu corazón a la vida y a los demás. Ábrete al amor propio, a quererte a ti mismo, abraza a tu SER.

Pasea por la naturaleza, permite que tus emociones afloren saltando, riendo, gritando, llorando, bailando, de cualquier manera que sientas, conecta con tu paz interior y con tu respiración, permite realizar respiraciones profundas de forma prolongada y meditativa.

error: Este contenido está protegido
Ir arriba