BINAURAL COMBINADO Nº61 – FATIGA CRÓNICA Y FATIGA EN GENERAL

20.00

Ahora todos nuestros audios binaurales incluyen una frase subliminal que refuerza el efecto de las frecuencias en nuestro cuerpo. La frase es: “AL ESCUCHAR ESTE AUDIO ESTOY SANANDO MI CUERPO Y MI MENTE”

Escucha este binaural combinado Nº61 para fatiga crónica y fatiga en general durante 20 minutos al día con auriculares y el volumen bajo.

Este combinado Nº61 está diseñado con dos fases de 10 minutos cada una, y se escuchan seguidas una de la otra hasta completar los 20 minutos que dura en total. Cada fase esta compuesta con diferentes frecuencias para que el cuerpo pueda volver a la normalidad y recuperar la salud.

La fase 1 está compuesta por diferentes frecuencias para:

  • El síndrome de fatiga crónica
  • Fibromialgia
  • Parásitos en general
  • Hace un détox de químicos y metales
  • Te equilibra el nivel de electrolitos
  • Hipotensión

La fase 2 está compuesta por diferentes frecuencias para:

  • Fatiga en general
  • Sentirse fatigado con facilidad
  • Fatiga geriátrica (adinamia)
  • Neurastenia
  • Energía, endorfinas, depresión
  • Riñones
  • Hígado, hepatitis
  • Sistema inmune

Lleva tanta cantidad de frecuencias y es tan completo este combinado Nº61 porque se necesitan reparar y aportar muchos elementos en el cuerpo para corregir los diferentes tipos de fatiga y devolver a la persona afectada un estado de salud. Pueden escuchar este combinado para fatiga no solo las personas afectadas, sino también todas las personas que, aunque gocen de salud, pero deseen equilibrar su cuerpo al completo y mantener una salud excelente recargándose de energía. Tener mucha energía te hace actuar y conseguir éxitos en tu vida.

Este combinado sirve para tratar con éxito diferentes tipos de fatiga como se describe más arriba, además del síndrome de fatiga crónica en el que las personas afectadas sienten una fatiga extrema que empeora con la actividad física o mental, y no mejora con el descanso, es como si tuvieran una intolerancia al esfuerzo.

El síndrome de fatiga crónica puede variar de una persona a otra, y la gravedad de los síntomas también varía de un día a otro.

Algunos de los síntomas que suelen tener las personas con fatiga crónica son:

  • Fatiga
  • Problemas de memoria y concentración
  • Dolores de cabeza
  • Ganglios linfáticos del cuello y las axilas que se agrandan
  • Dolor muscular y articular sin explicación
  • Mareos que empeoran al levantarse y ponerse de pie
  • Sueño de poca calidad o insomnio
  • Agotamiento extremo después de moverse para hacer algún ejercicio físico o ejercicio mental

La fatiga crónica puede ser síntoma de tener distintas enfermedades, como infecciones virales, de estrés psicológico u otros trastornos psicológicos. En este combinado Nº 61 hemos introducido frecuencias para diferentes patologías que pueden influir en la fatiga crónica y en la fatiga en general.

Hay que aclara que unas de las frecuencias que lleva este combinado Nº61 son para la hipotensión y que en ningún caso sube la tensión arterial excesivamente, si la persona padece de tensión arterial baja lo que hace este combinado es equilibrarla a los valores normales para la salud.

Todas las frecuencias escogidas para este combinado 61 están seleccionadas para cubrir todas las posibilidades y agentes que pueden causar cansancio, y para que la persona afectada pueda volver a gozar de salud.

Con este combinado tratamos también la neurastenia o cansancio inexplicable y todos sus síntomas asociados.

Lleva otras frecuencias para tratar la fibromialgia, para expulsar todos los parásitos en general porque hace una limpieza de parásitos en el cuerpo, además de hacer también limpieza de químicos y metales.

Vamos a crear un perfecto nivel de electrolitos en el cuerpo al escuchar este combinado Nº61. El sodio, el calcio, el potasio, cloruro, fosfato y magnesio son algunos de los electrolitos. Como sabemos los electrolitos son minerales que se encuentran en la sangre, en la orina, en tejidos y otros líquidos del cuerpo y son muy importantes porque regulan importantes funciones en el cuerpo. Los electrolitos cuando se disuelven en agua, se separan en iones con carga positiva y en iones con carga negativa. Las reacciones nerviosas del cuerpo y la función muscular dependen del intercambio correcto de estos electrolitos dentro y fuera de las células.

Existen muchas causas de un desequilibrio electrolítico, entre ellas:

  • Pérdida de fluidos corporales por períodos prolongados con vómitos, diarrea, sudoración o fiebre alta
  • Dieta inadecuada y falta de vitaminas de los alimentos
  • Malabsorción: el cuerpo no puede absorber estos electrolitos debido a distintos trastornos estomacales, medicamentos, o por la forma en que se ingieren los alimentos
  • Trastornos hormonales o endocrinológicos
  • Enfermedad renal
  • Una complicación de la quimioterapia es el síndrome de lisis tumoral. Esto ocurre cuando el cuerpo destruye las células tumorales rápidamente después de la quimioterapia y baja el nivel de calcio en sangre, aumenta el nivel de potasio en sangre y se producen otras anormalidades electrolíticas.
  • Se pierden electrolitos y se desequilibran por tener demasiadas preocupaciones y demasiados pensamientos.

Ciertos medicamentos pueden causar un desequilibrio electrolítico, como por ejemplo:

  • Medicamentos para quimioterapia (cisplatino)
  • Diuréticos
  • Antibióticos
  • Corticosteroides (hidrocortisona)

¿Cuáles son algunos de los síntomas de desequilibrio electrolítico que hay que tener en cuenta?

  • Un desequilibrio electrolítico puede crear muchos síntomas. Estos síntomas se basan en el nivel del electrolito afectado.
  • Si los resultados del análisis de sangre indican niveles alterados de potasio, magnesio, sodio o calcio, puede experimentar espasmos musculares, debilidad, espasmos o convulsiones.
  • Los niveles bajos en los resultados de los análisis de sangre pueden provocar: latidos irregulares, confusión, cambios en la presión sanguínea, trastornos del sistema nervioso o a largo plazo, en los huesos.
  • Los niveles altos en los resultados de los análisis de sangre pueden provocar: debilidad o espasmos musculares, entumecimiento, fatiga, latidos irregulares y cambios en la presión arterial.

Trataremos con este combinado Nº61 todo tipo de fatiga, debilidad, cansancio y agotamiento en general y la adinamia o ausencia de movimiento que puede llevar a un estado de postración, personas que su cuerpo no tiene fuerza en alguna parte o en el cuerpo entero.

Lleva frecuencias que generan energía en el cuerpo, endorfinas y serotonina para que puedas salir también de la depresión. Así como fortalecer los riñones y todo el sistema inmune. Además de mejorar la salud el hígado.

Todos los tipos de fatiga tienen su origen emocional llevando al cuerpo a desequilibrase por completo como he explicado más arriba.

La fatiga aparece cuando se somete a excesivo esfuerzo a un musculo, a un órgano o a todo el cuerpo. Y el sentido biológico de la fatiga es el de obligar al organismo a descansar para estar en las máximas condiciones al día siguiente. Si trasladamos esto a nivel emocional, vemos que el cuerpo o la mente no se detienen, se vive un conflicto en relación a no saber, no querer o no poder detenerse, no poder parar algo, por lo que se tiene un exceso de algo.

Cuando una persona se siente muy cansada con frecuencia o siempre y sin razón aparente, con falta de energía y falta de fuerza muscular, es porque a esa persona le falta una meta concreta en su vida. Para alimentar al cuerpo emocional, todo ser humano necesita sentir deseos, experimentar deseos. Una meta es el deseo de realizar algo concreto, una meta es desear hacer o desear tener. Nuestro cuerpo emocional (cuerpo de deseos) está contento y sano cuando tenemos por lo menos una meta para cumplirla de inmediato, alguna meta para cumplir a medio plazo y otra meta para hacerla realidad a largo plazo. En lugar de actuar para realizar y conseguir sus metas, la persona fatigada está demasiado aferrada a sus pensamientos cargados de preocupaciones y temores, estas preocupaciones y pensamientos de temor la bloquean y consumen toda su energía.

Si padeces de agotamiento y cansancio, es posible que creas que no te mereces ciertas cosas o tal vez seas de las personas que tienen los pies demasiado en la tierra tomándote la vida demasiado en serio. Tienes demasiados pensamientos, demasiada actividad mental en comparación con la actividad física, mueves menos tu cuerpo y actúas menos de lo que piensas, tienes demasiados pensamientos de preocupación. Demasiada comedura de coco.

Cuando una persona está con bajada de defensas y está agotada mentalmente por una serie de conflictos que no sabe resolver, o está preocupada por una enfermedad, repercute en su cuerpo. El cuerpo somatiza toda esa fatiga mental y emocional. Hay que ver como de fatigada está la mente y las emociones de las personas que padecen de fatiga en su cuerpo.

Las personas con fatiga de cualquier tipo o fatiga crónica suelen estar ancladas en el pasado, se quedan ahí con un sentimiento de angustia por lo que pasó, están embargadas por sus temores y sus preocupaciones. Se ven envueltas en una lucha que les viene grande y terminan agotándose al no saber cómo resolver la situación.

Suelen tener rencor acumulado y cuentas pendientes con la familia, con los padres  o seres queridos. Sobre todo por no haber tenido el reconocimiento de sus padres o familiares, convirtiéndose en personas desvalorizadas con necesidad de mostrar lo que valen. Creen que no valen nada y necesitan el reconocimiento de los demás.

Algunas personas sienten fatiga después de la resolución de un conflicto importante, es como que su cuerpo por fin descansa de toda la actividad mental excesiva que han tenido. Sentir fatiga también puede ser el principio de un estado de agotamiento. El agotamiento y cansancio frecuente te puede conducir a atonía muscular o reducir los músculos.

¿Cómo puedes mejorar a nivel emocional?

Empieza a reconocer tus talentos y potenciales valorándote sin esperar la aprobación de nadie, no reproches nada a tus padres ni a nadie, perdona, todos actuaron en base al conocimiento que tenían y a lo que creían que era mejor. Todos los que te han hecho daño en el pasado han sido tus maestros y te han ayudado a aprender y evolucionar. Todos cometemos errores y aprendemos de ellos, cuantos más errores cometemos más aprendemos.

Recupera tu poder  y tu energía a través de valorarte y reconocer tus capacidades, esto te hará una persona fuerte de mente y cuerpo, y puede llevarte a un nivel superior en conciencia y en salud.

Empieza a apreciar todo lo que tienes en tu vida presente, todo lo que eres, y dedica tiempo a sentir todo lo que te resulte agradable en el momento, disfruta de las cosas cotidianas que haces. Después elabora un plan para poder realizar lo que deseas. Da igual el tiempo que te lleve, lo importante es que alimentes tu cuerpo de deseos, que te ilusiones con cosas, porque los deseos y los sueños por realizar son los que te darán la alegría de vivir y la energía para llevarlos a cabo.

Persigue objetivos en la vida que estén en línea contigo. Ocupa tu mente con ilusiones nuevas y ponte el reto de hacer realidad lo que deseas.

Aprovecha cada día, no dejes que termine sin haber crecido un poco, sin haber sido más feliz, sin haber alimentado tus sueños y tus deseos. No permitas que la vida te pase por encima sin que tú la vivas…

El cerebro necesita de 6 a 7 minutos para sintonizarse con la onda que le estamos metiendo a través de los auriculares.

Algunas veces es suficiente escuchar un sonido binaural solo durante 10 minutos para que sea efectivo, hay personas que aguantan perfectamente los binaurales escuchándolos más rato, pero otras personas sienten molestias si los escuchan más de 15 minutos.

Lo ideal es escuchar los binaurales con auriculares, con audífonos para que el batido sea más efectivo en el cerebro, pero las personas que tengan mucho estrés y tensión, o electricidad estática acumulada en su cuerpo pueden sentir molestias al escuchar los binaurales.

También si tus nervios auditivos están en mal estado en uno de los dos oídos pueden causarte alguna molestia, y en estos casos se pueden escuchar con unos altavoces estéreo y sin auriculares, el efecto es menor pero también se obtiene beneficio de esta manera.

No es aconsejable escuchar frecuencias BINAURALES o ISOCRÓNICAS en personas que sufran convulsiones o epilepsia, que tengan puestos aparatos marca-pasos, tampoco en personas con trastornos severos de la personalidad. Las mujeres embarazadas los podrán escuchar solo por consejo de su médico.

Puedes escuchar este sonido en cualquier momento del día, pero es muy recomendable escuchar estos sonidos tumbado y con los ojos cerrados, ya que algunas personas tienen hiperactividad, estrés y están demasiado apresuradas por sus quehaceres diarios y en ese estado existe un choque interno entre la energía mental de la persona y la energía que nos aporta la frecuencia binaural intentando bajar la frecuencia de las ondas cerebrales. Por un lado nuestro cerebro pretende ser resolutivo con la tarea que estamos realizando y con las tareas que tenemos en mente para después (con mucha actividad cerebral) y el binaural pretende lo contrario, bajar la frecuencia para dejarnos en una determinada vibración que no se corresponde con toda la cantidad de cosas que tenemos en la mente. Y aunque el binaural siempre hace efecto a nivel físico y emocional, pero en el proceso de encaje tiene que luchar con nuestra contradicción mental que vivimos al estar tan activos. Por eso las personas que sientan algún tipo de molestia como tensión en la nuca, en el cuello, jaqueca, nerviosismo, angustia, ansiedad o cualquier síntoma al escuchar un binaural es conveniente que deje todo lo que está haciendo y se tumbe a escuchar tranquilamente el binaural con los ojos cerrados para no sentir ningún tipo de molestia. Y estas personas que ya están de por si demasiado tensas es conveniente que descarguen sus pies a tierra.

Escucha esta frecuencia con los auriculares con el volumen más bien bajo, para no generar molestias en tus oídos.

 

error: Este contenido está protegido
Ir arriba